Transformers 3: el lado oscuro de la luna” es un claro ejemplo que con los programas informáticos que hay en la actualidad se puede lograr hacer prácticamente cualquier cosa en pantalla grande, algo que parecía imposible hace apenas dos décadas.

Este ejemplo anecdótico no es muy positivo para “Transformers 3” porque lo único que destaca en ella son sus efectos visuales. El guión lo puede haber escrito un niño de 12 años porque es muy simple pero no hay que olvidarse que estamos ante un cine espéctaculo y de evasión y, aunque duela decirlo, cumple su cometido y eso que la película dura más de 2 horas.

Por otro lado, la protagonista femenina en esta tercera parte de la saga robótica, la joven modelo Rosie Huntington-Whitely, cumple en su debut cinematográfico pero hay que reconocer que Megan Fox tenía mucho más morbo.

La nota de humor en esta película de aventuras/acción la ponen los dos pequeños transformers que viven junto al protagonista.

Nota Factoría del Cine: 5

JFPCine americanoCríticascritica,transformers 3
'Transformers 3: el lado oscuro de la luna' es un claro ejemplo que con los programas informáticos que hay en la actualidad se puede lograr hacer prácticamente cualquier cosa en pantalla grande, algo que parecía imposible hace apenas dos décadas. Este ejemplo anecdótico no es muy positivo para 'Transformers 3'...