He de decir que la saga de Los juegos del hambre me ha supuesto una de las mejores sorpresas respecto al cine para adolescentes que nos ha traído Hollywood en los últimos años. Aún sigo recordando cómo asistí a la primera entrega con auténtico pavor cuando intentaban comparar los medios esta producción con Crepúsculo…y, por supuesto, las comparaciones son odiosas (actores, guión, dirección…vamos, todo podría decir). Sin salir encantado, recuerdo llevarme una ligera sorpresa con su primera entrega, pero lo que no me esperaba en absoluto es que su segunda entrega…fuera aún mejor, incluso colándose en mi lista de los mejores films que pude visionar aquel año. Por eso, las expectativas, ya por las nubes, de su última entrega, dividida en dos, fueron máximas, y la llegada de su primera entrega se saldó con una esperada decepción, al estirar el chicle durante toda esa primera parte llamada Sinsajo Parte 1. Ahora, es cuando nos llega el verdadero núcleo con Sinsajo Parte 2, y lo cierto es que esperaba un final que me hiciera olvidar la ligera decepción de su primera parte…y os puedo decir, que así ha sido, con una entrega final a la atura y que, doy por seguro, no decepcionará ni al público ni a sus propios fans.

“LOS JUEGOS DEL HAMBRE: SINSAJO – PARTE 2” nos trae la impactante conclusión de la franquicia, en la que Katniss Everdeen (Jennifer Lawrence) se da cuenta de que ya no sólo está en juego su supervivencia, sino también el futuro. Con Panem sumida en una guerra a gran escala, Katniss tendrá que plantar cara al presidente Snow (Donald Sutherland) en el enfrentamiento final. Katniss, acompañada por un grupo de sus mejores amigos, que incluye a Gale (Liam Hemsworth), Finnick (Sam Claflin) y Peeta (Josh Hutcherson), emprende una misión con la unidad del Distrito 13, en la que arriesgan sus vidas para liberar a los ciudadanos de Panem y orquestan un intento de asesinato del presidente Snow, cada vez más obsesionado con destruirla. Las trampas mortales, los enemigos y las decisiones morales que aguardan a Katniss la pondrán en mayores aprietos que ninguna arena de Los Juegos del Hambre.

Una vez el espectador ha visto la totalidad de la saga, no voy a engañaros cuando digo que ahora no veo tan descabellada la existencia de Sinsajo Parte 1. El dividir la última entrega en dos ha permitido que el relato fluya con solidez y buen hacer, sin precipitar demasiado los acontecimientos, y en ese sentido este dueto se complementaría perfectamente el uno con el otro como una película concebido en una sola película cortada en dos, y eso se entiende cuando el film no se anda con rodeos y comienza exactamente donde se quedó el primer film, tal cual.

Durante su primera hora, el relato aún mantiene el tono de su precedente de forma muy fría y muy oscura, quizá demasiado sobria para enlazar perfectamente con el relato de aventuras y juegos políticos y de poder que se convierte después…y no chirría en absoluto, porque va avanzando con un guión que enlaza muy bien sus partes y que es acorde con sus ideas, muy férreas, y con sus personajes. Es más, me ha sorprendido que la que se ha vendida como la entrega que posee todo el núcleo de la acción…tampoco sea lo más destacado de ella. Es cierto que posee unas cuantas escenas intensas, pero lo que finalmente importa es cómo desembocará toda esta trama política y social, y en ese sentido, el film, no decepciona en absoluto, porque es ahí donde radica la mayor baza de toda esta saga y que aquí finaliza con buen ojo, sin decepcionar en absoluto.

Porque ya es muy meritorio el discurso político que el film entrega en una película inicialmente preconcebida para adolescentes, y para un gran estudio (sobre todo tras los atentados ocurridos hasta hace bien poco, y que guarda ciertos paralelismos con el film). El tema del poder que intenta representar el film está perfectamente llevado con una trama que en sus últimos cuarenta minutos resulta especialmente brillante e intensa, sin necesidad de gloriosas escenas de acción (que las hay, no se preocupen). Y se agradece que Francis Lawrence haya dejado que ese sea el mayor peso del film junto los personajes, que siguen siendo tratados con el mayor de los respetos y coherencia (aunque hay algún detalle muy debatible). En ese sentido, me ha sorprendido mayoritariamente el guión (cuyo merito habría que recaer en su escritora Suzanne Collins), que sabe donde se dirige en todo momento, y no decepciona en absoluto.

Lo único que puedo achacar al film, además de lo comentado anteriormente de cierta frialdad inicial (lógica por otra parte), es cierta precipitación en alguna que otra secuencia (no quiero revelar nada, pero o Francis Lawrence es contrario a las escenas melodramáticas, o me pareció extraño que en una de sus escenas mas dramáticas, prefiera avanzar la historia hacia delante…que no me quejaré por que resulta meritorio, pero también descuadra un poco), y un epílogo final que resulta demasiado largo y edulcorado, aunque es totalmente respetable para que los fans de las novelas queden satisfechos concluyendo toda la trama de sus personajes (y no lo hace para nada mal…véase el final). Es lo único que así de primeras veo como los únicos inconvenientes principales del film…

Porque el resto, ya digo, me ha resulta un entretenimiento fantástico que posee un ritmo que va creciendo en interés e intensidad y que brilla especialmente en una media hora final excelente. Francis Lawrence sabe manejar ese crescendo emocional que pasa de la frialdad de su precedente de Sinsajo para acabar con la tonalidad de las primeras entregas, especialmente la segunda (que ya es buena señal), y funciona maravillosamente bien, porque no chirría en absoluto. Además consigue marcarse alguna que otra escena de acción (y de terror) magnífica como la del alcantarillado, un homenaje a Aliens en toda regla en el que mantiene un suspense conseguidísimo. Por lo demás, destacar el contraste de su apagada fotografía con pequeños destellos de luz en los vestuarios del Capitolio, un diseño de producción espectacular (la ciudad del Capitolio parece real), y una banda sonora de James Newton Howard (habitual de la saga) que explota las mismas ideas de sus precedentes hasta sus últimas consecuencias (con algún tema de acción frenético como el de los Mu-Tos).

Respecto al reparto…qué decir…es un placer ver gente tan profesional unida, y lo cierto es que todos y cada uno de ellos están impecables: desde una Jennifer Lawrence que se proclama como la auténtica estrella que es en la saga, mostrando aquí una de sus mejores interpretaciones (atención a la escena con el gato), hasta un Liam Hemsworth que no molesta en absoluto (y cuyo personaje tiene muchas cosas que decir en esta entrega), pasando por un Josh Hatcherson cuyo paso de los años le ha hecho crecer como actor (se ha visto en cada película su progreso), una Julianne Moore exquisita (así lo digo, exquisita), un póstumo Philip Seymour Hoffman que se despide en esta entrega (y cuya despedida no podía ser mejor…todo un detalle), una Elizabeth Banks que aunque aparezca poco, siempre destaca (atención a su última escena) , un Woody Harrelson que interpreta a su personaje con los ojos vendados, un fugaz Stanley Tucci, un GENIAL Donald Sutherland (atención a la escena del invernadero), un igualmente fugaz Jeffrey Wright, una impecable Jena Malone (maravilloso personaje, sin duda), y una Natalie Dormer que aquí adquiere mas protagonismo. Lo dicho, un repartazo, y todos dando profesionalidad a patadas.

Así que solo os puedo decir que Los Juegos del Hambre Sinsajo Parte 2 es un cierre a la altura de lo esperado, que sabe finalizar de forma estupenda una saga que, desde luego, ha sido de lo mejorcito que ha parido Hollywood para adolescentes en mucho tiempo. No sólo por ser concebida como un buen entretenimiento, sino porque a los jóvenes de hoy en día, discursos como los que aquí se exponen resultan muy necesarios, y lo inteligente de sus creadores ha sido concebirla no sólo para adolescentes…sino para un público también adulto que pueda engancharse a ellas. Yo, como espectador, he disfrutado del viaje, y de todas las sagas para adolescentes que nos han llegado últimamente, la de Los juegos del Hambre es claramente la ganadora por méritos propios. Se lo ha merecido, y con esta entrega final, lo confirma en absoluto. Muchas gracias.

Nota Factoría del Cine: 7

Manu Monteagudo

JFPCríticasCríticas,JENNIFER LAWRENCE,Los juegos del hambre,sinsajo
He de decir que la saga de Los juegos del hambre me ha supuesto una de las mejores sorpresas respecto al cine para adolescentes que nos ha traído Hollywood en los últimos años. Aún sigo recordando cómo asistí a la primera entrega con auténtico pavor cuando intentaban comparar los...