Tanto en Hollywood, como en el resto de cinematografías, si una película funciona muy bien en taquilla en el 90% de las ocasiones sus productores darán luz verde a una secuela.

De este modo, la coproducción entre Australia y USA “Mad Max: Furia en la carretera”, una producción de 150 millones de dólares, que ha recaudado 374,7 millones a nivel mundial, lo que significa que tampoco ha conseguido ser muy rentable, pero ha encantado a la crítica y tiene millones de fans en todo el mundo que piden saber más de los personajes interpretados por Tom Hardy y Charlize Theron. Así, no sólo tendrá segunda parte sino que también se ha anunciado una tercera. Además, lo ha confirmado su propio guionista y director con las siguientes palabras: “Esta película ha tenido luz verde en tres ocasiones durante una década. Íbamos a rodar con Mel Gibson en 2001, pero tras los acontecimientos del 11-S el dólar estadounidense se derrumbó un 30% frente al dólar australiano, por lo que perdimos gran parte del presupuesto de un día para otro. Después tuvimos que suspender por la lluvia. Llovió por primera vez en 15 años y terminamos en el sur de África, en Namibia. En ese proceso habíamos profundizado en la historia, no sólo con los personajes sino también con todos los vehículos. De esta forma terminamos con otros dos nuevos guiones sin realmente pretenderlo. Ahora estamos hablando con el estudio [Warner Bros] sobre ello, pero no tengo claro cual de las dos historias sucederá primero.”

A los fans de “Mad Max: Furia en la carretera” les pido tranquilidad porque, por mucha prisa que quieran darse, la segunda parte de este nuevo reinicio de “Mad Max” no llegará por lo menos hasta el año 2018.

JFPnoticiasFuria en la carretera,George Miller,Mad Max
Tanto en Hollywood, como en el resto de cinematografías, si una película funciona muy bien en taquilla en el 90% de las ocasiones sus productores darán luz verde a una secuela. De este modo, la coproducción entre Australia y USA 'Mad Max: Furia en la carretera', una producción de...